21.11.10

On the move

Como habrán notado los lectores más asiduos (si es que queda alguno) el ritmo de posts ha bajado mucho estos últimos meses. Hace poco la Ranita me decía "se te nota que estás feliz, porque escribes poco", y no le falta razón. Tras unos meses un poco tortuosos parece que las aguas volvieron a su cauce y toca aprovechar, que lo bueno dura hasta que dura y lo malo siempre viene solo.

Y como había que quitarse muchas telarañas y mucho óxido de encima, tocaba moverse mucho. Viajes, idas y venidas, más viajes, locuras que solo se hacen cuando lo que te empuja son las mariposas en el estómago. Ahora las noches sin dormir son de otro color, y tras ellas siempre sale el sol, incluso en este gris país. Poco a poco se van gastando los cartuchos que quedan del año: la semana pasada Madrid, la próxima Málaga, poco después Londres. Maleta de ryanair y sonrisa permanente.

Aún quedan cosas por resolver, zapatos que encontrar, proyectos que empezar y terminar... Pero estamos en camino, que es lo importante. Mientras nos sigamos moviendo, no irá tan mal, digo yo :)

Qué ganas tenía de escribir algo así. Por fin.

4 comentarios:

Rich! dijo...

y qué alegría me hace leer eso pequeño ;)

Que siga así. Eres un todoterreno ;)

Un fuerte abrazo

Shakira dijo...

Muacka, muacka

Lian Schüstav dijo...

ese jose!!! acabo de darme cuenta que tienes esto por akí así que de cuando en cuando echaré un vistaciyo
y acabo de darme cuenta porque también llevo con el mío parado un tiempo. me alegro que las mariposas estén en el estómago y me alegro que sigas intentando encontrar nuevos rumbos y metas.
pásalo bien en londres porque estuve por allí hace 2 semanas y dios tio, es realmente impresionante. precioso!
un beso y a ver si nos vemos pronto

átropo dijo...

Que dure mucho tiempo lo bueno!! :) :)